Dificultades y desarrollo de la TRAMA

14.11.2012 19:03

Informes falsos, cadáveres de bebes almacenados para exposición, negativa sistemática a entregar documentación a los afectados, tumbas vacías, cadáveres cuyo ADN no corresponde con el de sus madres biológicas, puertas que se cierran…

Adoptados e hijos falsos, que, tras años recurriendo a las diferentes Diputaciones, se encuentran ante la negativa de éstas a facilitarles sus datos de filiación o les entregan otros que no les corresponden.

Antes de empezar a desarrollar la supuesta trama,  queremos recalcar nuestro sentimiento de soledad e impotencia. Hemos puesto cientos de denuncias en todo el territorio español y el resultado es que muchas ya se han archivado y otras están en puertas de ser archivadas. Es nuestra obligación recordar que el tiempo corre en nuestra contra. Muchas madres morirán sin conocer a sus hijos. Muchos médicos dejarán de existir y con ellos los pocos informes que queden, ya que sospechamos que en muchos casos se han encargado de hacerlos desaparecer en lugar de custodiarlos como es su deber.

Durante muchos años, más exactamente desde los años 40 hasta los años 90, numerosos médicos y personal sanitario se han lucrado vendiendo personas. A las madres no les enseñaban el cadáver del bebé, alegando en ocasiones un trauma innecesario. Otras veces    enseñaban un bebé congelado. El mismo niño servía para engañar a diferentes familias. Muchos cementerios registraban una entrada falsa.

 

Por otra parte, existía un derecho para las madres que deseaban dar a sus niños en adopción que se llamaba el PARTO ANÓNIMO. Este derecho a dado pié a que muchos bebés pudieran salir sin perjuicio de un hospital, siendo el niño inscrito como hijo de PADRES DESCONOCIDOS. Entre otras prácticas, en ocasiones se contaba con la palabra de una religiosa; ésta podía acudir a determinado juez alegando que habían dejado a un neo-nato en el “Torno” y su palabra era suficiente para que no se investigase la procedencia del menor.

Sin olvidarnos de los hijos falsos; algunos médicos certificaban el nacimiento de un niño atribuyéndoselo a una madre ajena. Este niño era inscrito como biológico, pues la palabra del facultativo también era suficiente.

Todo ello se hacía a cambio de dinero, a pesar de que sus inicios fueron los robos a los hijos e hijas de republicanas más tarde no había un motivo político ni religioso sino económico. A menudo, los padres adoptantes, ajenos a la trama, pensaban que estaban pagando una adopción, sin sospechar que en realidad estaban comprando un hijo o hija. Estas familias también son víctimas de un engaño.

Las cosas no se hicieron bien, somos muchos y muchas las víctimas de esta trama, y ahora no sólo queremos saber la verdad, sino que consideramos que tanto la verdad como la justicia son una necesidad, no solo nuestra, sino de toda la sociedad en su conjunto.

Seguiremos luchando por saber la verdad, por encontrar a nuestra verdadera familia. Si antes no nos protegieron, ahora no pueden mirar para otro lado.

 

 

Según la declaración de Derechos Humanos de 10/12/1948 se han vulnerado los siguientes Derechos:

  1. Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos.
  2. Toda persona tiene todos los derechos sin distinción de raza…etc.
  3. Todo individuo tiene derecho a la vida, a la LIBERTAD y a la SEGURIDAD DE SU PERSONA
  4. Nadie estará sometido a esclavitud ni a servidumbre. La esclavitud y la TRATA de esclavos están prohibidas en todas sus FORMAS
  1. Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni DESTERRADO
    1. La FAMILIA es el elemento natural y fundamental de la sociedad y tiene  derecho a la PROTECCIÓN de la SOCIEDAD Y DEL ESTADO.
    2. Todos los niños nacidos de matrimonios o fuera de ellos tienen derecho a IGUAL PROTECCIÓN SOCIAL.
    3. LOS PADRES TENDRAN DERECHO PREFERENTE A ESCOGER EL TIPO DE EDUCACIÓN QUE HABRA DE DARSE A SUS HIJOS.

30. Nada en esta Declaración podrá interpretarse en el sentido de que confiere derecho alguno al Estado, a un grupo o a una persona, para emprender y desarrollar actividades o realizar actos tendientes a la supresión de cualquiera de los derechos y libertades proclamados en esta Declaración.

Dificultades con las que nos encontramos

El mayor obstáculo con el que nos encontramos los afectados es la imposibilidad de recopilar documentos que nos ayuden no solo en la investigación, sino también en la demostración de los hechos para poder interponer la correspondiente denuncia.

  1. DESAPARICIÓN DE TODOS LOS LEGAJOS DE ABORTO ANTERIORES A 1975 DEL REGISTRO CIVIL DE SAN SEBASTIÁN. Estos documentos son de vital importancia, ya que en la mayoría de los casos es lo único a lo que pueden recurrir las familias para demostrar que esos niños nacieron. Los legajos de aborto incluyen además información primordial para conocer la supuesta causa de la muerte, el presunto destino del cadáver, y descubrir qué facultativos intervinieron en el parto y en el posterior robo del bebé. DECRETO 21 DE FEBRERO DE 1947. Por el cual todos los médicos y profesional sanitario están obligados a registrar nacimientos, defunciones y partes de criaturas abortivas. Dicho decreto se mantiene vigente en la actualidad.
  2. Además, las personas adoptadas en Euskadi que se dirigen a las diferentes Diputaciones vascas se están encontrando con la negativa de estas instituciones a facilitarles los datos de filiación, ya que prevalece el derecho de la madre a su anonimato sobre el derecho del hijo a conocer su identidad. Muchos médicos se han amparado en esta ley para traficar con bebés. Por eso solicitamos la colaboración de las instituciones para conocer la procedencia de todos los niños dados en adopción o que se les facilite a estos su derecho a saber.

Las personas adoptadas, alcanzada la mayoría de edad o durante su minoría de edad representadas por sus padres, tendrán derecho a conocer los datos sobre sus orígenes biológicos. Las Entidades Públicas españolas de protección de menores, previa notificación a las personas afectadas, prestarán a través de sus servicios especializados el asesoramiento y la ayuda que precisen los solicitantes para hacer efectivo este derecho.

Ley 54/2007 de 28 de Diciembre sobre adopción internacional.

  1. Por ejemplo, tenemos el caso de asociados que acuden a los cementerios en busca de documentación del supuesto entierro de sus familiares y se encuentran con la negativa a facilitarles la información, apelando a la ley de protección de datos. Esto, cuando esta ley solo ampara a las personas vivas.

 

  1.  En otros casos, algunos hospitales y clínicas privadas están negando a los afectados el acceso a sus historiales médicos amparándose en esta ley, cuando la madre ha muerto. EN EL ARTICULO 18.4 DE LA LAP, Los centros sanitarios y los facultativos de ejercicio individual solo facilitaran el acceso a la historia clínica de los pacientes fallecidos a las personas vinculadas a él por razones familiares o de hecho, salvo que el fallecido lo hubiese prohibido expresamente y así se acredite.

 

 

  1. Muchas familias están enfrentándose a la búsqueda de sus historiales médicos con el problema de que la institución en la que fueron atendidos ha dejado de existir. Estos documentos no aparecen por ningún lado, a pesar de la obligación legal de conservar todos los historiales médicos hasta cinco años después de la muerte del paciente. En este caso el paciente sería la madre. Aunque esta ley fue impuesta en 1985 era para todos los pacientes que estuvieran vivos en este año.

La negativa sistemática a facilitar información, hace que los afectados encuentren razones suficientes para sospechar que en la actualidad se siguen tapando estos hechos delictivos

LA TRAMA

Nuestro principal objetivo es demostrar que en Euskadi existió una TRATA DE RECIÉN NACIDOS. Para ello tenemos que empezar a describir el proceso desde el inicio y demostrar que nuestras sospechas no son infundadas.

En la mayoría de los casos, la trama comenzaba cuando entraba la madre en el hospital. Si esta mujer cumplía con los requisitos, que ya explicaremos más adelante, era señalada de alguna manera,  bien con una cruz potenzada, o bien con algún mensaje subliminal. El procedimiento era el siguiente:

  • Normalmente sedaban a la parturienta. La mayoría de las veces ellas no se daban cuenta, pues les ponían una mascarilla y les hacían creer que era oxígeno. Esta sedación se solía hacer casi al término del trabajo del parto. Después las solían tener dormidas durante mucho tiempo.
  • Si no las habían dormido, salían corriendo con el bebé, probablemente para que no escucharan llorar a su hijo. A menudo dejaban a la madre con la placenta dentro durante mucho tiempo, y esto provocaba grandes hemorragias.
  • Avisaban al acompañante, normalmente el marido, de que el niño había nacido muerto. En numerosas ocasiones les aseguraban que el bebé había nacido con grandes malformaciones y se negaban a enseñarlo. Les dejaban a estas personas la dura tarea de avisar a las madres, quienes, desconocedoras de la suerte de su hijo, descansaban tranquilas.
  • Contamos con casos en los que el aviso a la madre, aprovechando que esta se encontraba sola, lo hacía una enfermera o religiosa desde la puerta. – Oye, tu hijo ha fallecido. En contados casos era el médico quien daba la noticia.
  •  Durante muchos años a las madres no les enseñaban el cadáver del bebé, alegando, en muchas ocasiones, que el hecho de verlo produciría un trauma innecesario. Otras veces enseñaban un bebé congelado, el mismo que servía para engañar a diferentes familias.

    Después de la supuesta muerte debían ser registrados tanto en el Registro Civil, como en el cementerio, y, estamos constatando que en un gran número de casos, no se cumplen ambas o ninguna de éstas premisas.